Nacionales

“No tengo miedo”, seguiré defendiendo la vida y la familia: Obispo de Cuernavaca

El obispo de la Diócesis de Cuernavaca, Mons. Ramón Castro Castro, reafirmó que sin ningún temor seguirá defendiendo el punto de vista de la mayoría de los habitantes del estado de Morelos que se oponen a las reformas de ley para permitir el aborto y las uniones entre personas del mismo sexo.

“Eso es parte de mi misión y lo haré siempre, tengo conciencia de que es algo que Dios me pide, y en cualquier circunstancia lo seguiré haciendo”, dijo al asegurar que “no hay temor, para nada; lo máximo que me pueden hacer es meterme a la cárcel y estaría por allá con mucho gusto”.

Mons. Castro ratificó su postura frente a ciertos grupos que piden que se le sancione por violar el Estado laico al sumarse a la “Marcha por la Paz y la Familia” que se realizó el pasado 2 de  marzo, y en la que participaron más de 12 mil personas.

“El objetivo era muy concreto, la familia y la paz, no hubo ningún otro objetivo; por desgracia, aparecieron titulares diciendo que el Obispo había organizado, junto con el PAN, cosa que es totalmente desvirtuada, desenfocada de la verdad. Yo no organicé, yo me sumé a una marcha que se viene realizando desde hace ocho años, y no fue un partido político, fueron varios, incluso iglesias protestantes, ateos; fue bastante generalizada”, apuntó.

Insistió en que en ningún momento se ha salido de su misión, “pero no tengo ningún temor, si viniera una sanción sería bien recibida, no sería la primera vez que sucede, pero seguiré defendiendo a la familia, la vida y la paz”.

“En este momento es algo inconcebible que todo mundo puede decir lo que piensa sobre la familia y el matrimonio, menos nosotros (la Iglesia Católica), y eso me parece algo sumamente injusto, porque que culturalmente somos todavía la mayoría”, refirió el Obispo de Cuernavaca.

Agregó que conoce de una encuesta realizada recientemente por la Secretaría de Gobernación, que arroja que el 64 por ciento de los morelenses están de acuerdo con el matrimonio tradicional y en contra del aborto, por lo que consideró “antidemocrático” que el gobernador Graco Ramírez insista en legalizar el asesinato de bebés y las uniones del mismo sexo.

“Yo creo que un gobierno democrático debe considerar lo que la mayoría piensa y no imponer lo que piden las minorías, que tienen sus derechos, pero no se deben imponer a la mayoría, porque eso es antidemocrático”, concluyó.

Fuente: Siame.mx 02 abril 2014

Share:

Leave a reply